Noticias

Burzaco: cayó un hombre por vender dióxido de cloro, la falsa cura del coronavirus que mató a un chico en Neuquén

Detenido dióxido de cloro
En las últimas horas hubo otra detención por la promoción y venta de dióxido de cloro

La semana pasada, Miriam G., una bioquímica y vecina de Palermo, fue detenida imputada por los delitos de violación de medidas contra epidemias y el ejercicio ilegal de la medicina. Sus propios vecinos la habían acusado por supuestamente ofrecer dióxido de cloro, la polémica sustancia señalada como una falsa cura o tratamiento para el coronavirus que le costó la vida a un chico de cinco años en la localidad de Plottier en Neuquén.

Miriam tenía un local en el sexto piso de un edificio en Bartolomé Mitre al 1300, en pleno centro porteño. Allí, según información de la AFIP, tenía su domicilio fiscal Tecnologías Bioenergéticas SRL, una empresa constituida en el 2016 según el Boletín Oficial, dedicada en teoría a los servicios para la salud humana. El nombre de esa empresa fue encontrado en botellas incautadas por la Policía Federal a Oscar Alberto Q., un hombre de 65 años al que también se lo acusa de promocionar y vender dióxido de cloro para prevenir el COVID-19.

Detenido dióxido de cloro
Al detenido se lo acusa de promocionar la sustancia para prevenir el COVID-19

La investigación contra Q. comenzó en abril de este año a partir de un perfil en la red social Facebook, en la cual se comenzaron a compartir videos de conferencias y libros de un supuesto científico que enseñaba los métodos de preparación y la forma de consumo de dióxido de cloro, para evitar contagiarse de coronavirus.

El rastreo de esas publicaciones condujo hacia la casa de Q., en la localidad bonaerense de Burzaco. La Fiscalía Federal N° 1 de Lomas de Zamora, a cargo de María del Carmen Tucci, ordenó el allanamiento de la vivienda.

En el lugar, efectivos de la División Investigación de Falsificación y Adulteración de Fármacos de la Policía Federal encontraron a Q. y el material con el que se cree que trabajaba: líquidos para la preparación del clorito de sodio, dentro de 583 botellas, además de 193 goteros, imágenes, folletos, hologramas y láminas. Todos los elementos fueron secuestrados, al igual que un CPU y un teléfono celular.

Detenido dióxido de cloro
Los elementos que secuestraron en la casa de Quegles

El dióxido de cloro tiene otros nombres, como clorito de sodio o MMS, Miracle Mineral Supplement. Es una sustancia que fue promocionada en distintos medios de comunicación como un medicamento para atenuar los síntomas del coronavirus y otras enfermedades, pero su uso no está autorizado por el Ministerio de Salud de la Nación, que advirtió que puede causar diversos problemas de salud.

Si se ingiere, explicaron distintos especialistas, puede causar irritación de la boca, el esófago y el estómago, con un cuadro digestivo irritativo severo, con la presencia de náuseas, vómitos y diarreas, además de graves trastornos en la sangre, cardiovasculares y renales.

Detenido dióxido de cloro
La PFA secuestró líquidos para la preparación del clorito de sodio, dentro de 583 botellas

En los últimos días, la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT) ordenó dar de baja más de 400 publicaciones que se hicieron en diferentes plataformas digitales y en las que se comercializaba dióxido de cloro.

Seguí leyendo:

Quién es Miriam, la bioquímica acusada de recetar dióxido de cloro, la falsa cura del coronavirus

La ANMAT ordenó eliminar más de 400 publicaciones en las que se vendía dióxido de cloro por internet

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba